Las operaciones de ventas de activos por parte de la institución financiera española parecen a todas luces operaciones de blanqueo de capitales o tráfico de influencias

¿Bankia o Blankia?
Laura-Beristain
Laura Beristain, alcaldesa vencedora en las elecciones de Playa del Carmen, en las puertas del desarrollo turístico «Grand Coral» ¿Salinas en Solidaridad? ¡NO!.

Los Cabos, Baja  California Sur.- Como ya publicamos en este medio el pasado año, Bankia “regaló” por quince millones de dólares propiedades valuadas en más de cuatrocientos. La operación, con un pago simbólico en México, solo se entiende si hubo un complemento de pago fuera del circuito legal mexicano. Si así ocurrió fue un delito de blanqueo de capitales que a estas alturas debe estar en la Unidad de Inteligencia Financiera del S.A.T.; ¿Y si no lo fue? Entonces no queda duda: Bankia regaló, a costa de generar pérdidas en su capital, cientos de millones de dólares a personas cercanas al Rey Felipe VI. Eso es tráfico de influencias, un delito en España. El director de Bankia, José Ignacio Goirigolzarri Tellaeche debió de estar preocupado, pues podría correr la misma suerte que su colega, el director de HSBC.

Pues parece que no, que Don José Ignacio Goirigolzarri no se preocupa mucho del tema. Ahora acaba de repetir la operación, pero de forma más burda y más aparatosa. Recibiendo dinero procedente de cuentas suizas, le acaba de “legalizar” la compraventa de propiedades situadas en Playa del Carmen, en el desarrollo turístico “Grand Coral”, y en el precio simbólico de 120 millones de dólares, ¡a la familia Salinas!. Un enjambre de más de cien empresas hacen “compras chiquitas” en valores que rondan el millón de dólares, para pasar desapercibidas. Todo normal, si no fuera que la misma empresa años atrás las valoraba en más de mil millones de dólares. Para Ripley. ¿El banco pierde mil millones, o el banco los cobra fuera de México? Lo mismo, o lavado de dinero en México o tráfico de influencias en España (más dudoso, los Salinas son furiosamente mexicanos para todo, menos para el dinero). Don José Ignacio GoiriGolzarri es muy atrevido.

¿Y nuestras autoridades? Una fuente no confirmada nos indicó que los expedientes ya se encuentran en la Unidad de Inteligencia Financiera, y ahí hay dos caminos: Que el expediente sea integrado antes de finalizar esta administración, lo que podría sugerir un posible “arreglo” a la “Peña Nieto”, o que el expediente llegue vivo a diciembre, y sea uno de los primeros paquetes de la administración de Andrés Manuel López Obrador.

El pastel, además, tiene dos guindas: En Los Cabos la Presidencia Municipal fue ganada por MORENA con su candidata Armida Castro Guzmán, que bien puede revisar donde le quedaron los cuatro millones de dólares de Impuesto Sobre Adquisición de Inmuebles que le volaron con avalúos “desinflados” que autorizó el funcionario Cuervo. En Playa del Carmen también gana MORENA con Laura Beristain, que se va a encontrar con la sorpresa de que en su municipio, Solidaridad, aparecen las orejas de Salinas. ¿Broma o sarcasmo?

Seguiremos informando…

¡Comparte!

* * *