Acuerdan reordenamiento en cobros de servicios, descuentos y práctica privada en el Salvatierra

Se definió que la institución deberá operar bajo un Sistema integral de Cobros por Aranceles, unificar criterios de cobro e implementar un control para la entrega de insumos y medicamentos, lo que permitirá evitar dispendios y desvíos.
Se definió que la institución deberá operar bajo un Sistema integral de Cobros por Aranceles, unificar criterios de cobro e implementar un control para la entrega de insumos y medicamentos, lo que permitirá evitar dispendios y desvíos.

Alvaro Berrón

Los ingresos de recuperación del hospital Salvatierra apenas alcanzan el 53 por ciento, el resto del ingreso potencial se pierde por diversos factores, entre otros, los servicios exentos, los descuentos y la evasión en el pago de los servicios hospitalarios.

Lo anterior se desprende del análisis presentado ante el Secretario de Salud, Santiago Cervantes Almada, el Dr. Carlos Arriola Isais, director del nosocomio, Salvador González Osuna, director del Seguro Popular y los ejecutivos del mismo, en una reunión en la que se revisaron las condiciones en que opera la institución médica.;

Los ejecutivos, la SSA y la dirección del hospital coincidieron en la importancia de aplicar un programa de reordenamiento a la institución, tanto en materia administrativa como de recursos humanos.

Dentro de los servicios dispuestos dentro de la cobertura del Seguro Popular, se ajustarán los aranceles por servicios generales, es decir, las tarifas que corresponden a consulta, rayos X, resonancias magnéticas, tomografías, ultrasonidos, etc., servicios que se llevarán bajo bitácora.

Se dio la instrucción precisa de cobrar lo justo por estos servicios y vigilar la práctica privada, de modo que esta no sangre los recursos del hospital ni se abuse de la posición interna; se eliminarán los “influyentismos” y los “tarjetazos”, pues estos generan un déficit para el hospital, que sólo cuenta con los ingresos que proporcionan los derechohabientes del Seguro Popular.

Se definió que la institución deberá operar bajo un Sistema integral de Cobros por Aranceles, unificar criterios de cobro e implementar un control para la entrega de insumos y medicamentos, lo que permitirá evitar dispendios y desvíos.

En lo que se refiere a las diferencias salariales entre servidores del hospital, se señaló que los tabuladores estarán siendo revisados con la finalidad de impulsar una homologación de los mismos, con el objeto de detener la fuga de enfermeras y médicos hacia otras instituciones.

Está problemática será enfrentada, directamente y en conjunto, por la directiva del hospital y la Secretaría de Salud con acciones a corto, mediano y largo plazo que respondan a las urgencias actuales y necesidades en general para mejorar, principalmente, la atención en urgencias, la consulta externa, las consultas con especialistas, las cirugías y los servicios hospitalarios.

¡Comparte!

* * *